Termómetro a utilizar con niños

Es un instrumento cuya función principal es medir la temperatura corporal y averiguar si un paciente tiene fiebre. Los termómetros clínicos miden un rango de temperaturas comprendido entre 35 y 40° C.

Existen de varios tipos: 

  • De mercurio: han dejado de fabricarse por la toxicidad del mercurio, tanto para las personas como para el medio ambiente. 
  • De galio: el más fiable, aunque es frágil al ser de vidrio. 
    • Realmente son de galistán, que es una mezcla de galio, indio y estaño.
    • Se puede limpiar si se necesita.  
    • Se debe tomar la temperatura durante 4 min. axilar y 2 min rectal. Para reiniciarlo, es suficiente hacer pequeños movimientos de muñeca, como cuando se agita una bolsita de azúcar antes de abrirla.
  • Digitales: son muy sensibles, por lo que si hay fiebre la detectan, pero no específicos, así que cada vez pueda dar una cifra distinta, pero aproximada.
    •  de axila: más rápido e irrompible. 
    •  de frente, van mejorando con la tecnología.
    • de oído, cada vez se usan más por su comodidad, aunque no hay consenso sobre su fiabilidad.
    • de chupete…no fiables.
    • app para smartphones, lleva un sensor externo que mide la temperatura, No hay suficientes estudios que hagan recomendar su uso.

 

Dr. Antonio Redondo Romero
Pediatra – Alicante
Hospital Vithas Medimar Internacional

(Visited 467 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.