Leche de fórmula o artificial

Es la opción a la que se recurre cuando una madre no pueden o no quiere dar de mamar o, en ocasiones, cuando deciden complementar su lactancia materna.

La leche de fórmula no aporta los anticuerpos de las enfermedades infecciosas que haya padecido la madre, lo que hace que el bebé esté más expuesto a infecciones y enfermedades.

 

Hay circunstancias en que una madre no puede dar pecho, y tiene que ofrecer leche de fórmula:

  • Cuando la madre padece
    • Herpes en la zona areola mamaria  o pezón.
    • Cáncer de mama
    • Sida
    • Tuberculosis activa.
    • Problemas de alcoholismo o drogadicción.
    • Determinados problemas psiquiátricos
    • Alguna enfermedad que le obligue a tomar medicamentos contraindicados.
  • Cuando el bebé
    • tiene problemas metabólicos

 

Tipos de leche

  • Leche de fórmula de inicio: es la que se ofrece desde su nacimiento hasta los seis meses.
  • Leche de fórmula de continuación: se administra a partir de los seis meses de vida, a la vez que se va incorporando la alimentación complementaria.

 

Características según su presentación

  • Forma líquida:
    • echar en el biberón la cantidad que necesite el bebé
    • calentarlo suavemente
  • En polvo, y hay que seguir las siguientes recomendaciones
    • No es estéril
    • Preparar los biberones en cada toma.
    • Si se preparan para todo el día, hay que se conservarlos en la nevera.
    • Desechar la leche sobrante de cada toma.
    • Los biberones ya preparados, no se guardarán en termos.
    • Se puede mantener el agua caliente, a la que añadirá la leche en polvo antes de la toma.ç

 

Lo que hay que tener presente cuando se ofrece un biberón

Cuando toma el biberón

 

 

(Visited 51 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.