Enfermedad boca mano pie

Es una infección frecuente en la población infantil, ocasionada por un virus, que cursa en brotes, siendo más frecuente en el verano y a principios del otoño

Los virus causantes más frecuentes son:

  • Virus Coxsackie A-16 (también serotipos 10 y 5)
  • Virus Coxsackie B
  • Enterovirus 71

El contagio

El virus puede contagiarse de una persona a otra a través de pequeñas gotas de aire que se liberan cuando la persona enferma estornuda, tose o se suena la nariz; se propaga más fácilmente durante la primera semana de estar enfermo.

El contagio también puede ocurrir cuando al tocar algo que esté contaminado con el virus, como un juguete o la manivela de una puerta, e incluso con las heces o el líquido de las ampollas de una persona infectada.

Los síntomas

Después de un periodo de incubación de unos 3 – 7 días se presenta:

  • Malestar general.
  • Dolor de cabeza.
  • Pérdida de apetito.
  • Dolor de garganta.
  • Úlceras en la garganta (incluso las amígdalas), boca y lengua.
  • Lesiones vesículo-ampollosas pequeñas en la palma de las manos, la planta de los pies y en el área del pañal.

 

Evolución

Habitualmente suele avanzar sin dejar secuelas.

En algunos casos, a las 5-6 semanas, se pueden afectar las uñas de los dedos de manos y pies, llegando a la caída de estas, que luego se recuperan en unas semanas.

https://www.pediatriasalud.com/caida-de-unas-la-onicomadesis/

Diagnóstico

Se realiza al conocer los síntomas y al ver las lesiones en la boca y las erupciones en manos y pies.

Pronóstico

Se llega a la recuperación completa en unos 5 a 7 días.

Tratamiento

  • No tiene un tratamiento concreto, estando orientado sólo a aliviar los síntomas.
  • Al tratarse de una infección vírica, no está indicado el uso de antibióticos.
  • Ante la fiebre, dar antitérmicos. No dar ácido acetilsalicílico (aspirina).
  • Los enjuagues bucales con agua con sal sirven para aliviar las molestias.
  • Es conveniente ofrecer líquidos, pero evitando zumos y bebidas gaseosas que provocaría dolor en las úlceras.

Prevención

  • Evitar el contacto con personas que tengan esta enfermedad.
  • Lavarse las manos con frecuencia, si está en contacto con personas enfermas.
  • Enseñar a los niños como realizar bien el lavado de manos.

 

 Pediatra Dr. Antonio Redondo Romero

Dr. Antonio Redondo Romero
Pediatra – Alicante
Hospital Vithas Medimar Internacional

 

(Visited 153 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.