¿Cómo se come en casa?

La familia, en especial  padres y madres, son los encargados  de “transmitir” los modelos alimentarios a hijos e hijas.

Es conveniente preguntarse de vez en cuando ¿qué tal se come en casa?

Hay que repasar unos puntos para reflexionar:

 

1.       ¿Cómo se hace el desayuno?

  • Por la mañana no “me entra nada”.
  • Se toma un café rápido y se sale corriendo.
  • Se sientan a desayunar y se toma un alimento de cada grupo, leche, pan y aceite- yogur, cereales y fruta.

 

2.       ¿Cómo se hace la compra?

  • ¿Se piensa en poner en el carro alimentos saludables, poco procesados?
  • Lácteos, vegetales, frutas, carnes magras y no procesadas, arroz, pasta, aceite de oliva virgen, pescado fresco o congelado.
  • Se disminuyen o quitan de la lista: hamburguesas, nuggets, varitas de pescado, galletas, bollería, incluso alimentos procesados especiales para niños como zumos enriquecidos, lácteos para niños, cacaos especiales.
  • Los niños pueden venir a la compra.

 

3.       ¿Se toman las 5 comidas?

  • Para el correcto funcionamiento del organismo se debe comer 5 veces al día.
  • Es la forma en que los niveles de glucosa se mantienen estables y no habrá “picos de hambre” donde se hace difícil controlar el apetito y se termina tomando alimentos poco saludables, en general ricos en azúcares refinados y grasas.

 

4.       ¿Se tiene en cuenta que hay que consumir alimentos variados en cada comida?

  • Por la vida estresante que se lleva, muchas veces se tiende a ser monótonos o a elaborar preparaciones rápidas e incompletas.
  • Muchas veces se cena un bocadillo de embutido  o un vaso de leche o incluso no se cena.
  • Si se dispone de poco tiempo o si tiene pocas ganas de preparar otra cosa, y se decide preparar un sándwich, éste debería tener lechuga, una rodaja de tomate y atún o huevo, por ejemplo. Y de postre una fruta. Seguro que se sentirán mejor.

 

5.       ¿Se hacen las comidas en familia?

  • En la actualidad es difícil hacer todas las comidas en familia.
  • No son pocas las ocasiones en que, en lugar de poder compartirlas, se “aprovecha el tiempo” para hacer algo mientras los niños comen o cenan solos: se ponen lavadoras y se ven las noticias….
  • No se puede desperdiciar ese momento tan especial de estar sentados alrededor de una mesa con los hijos, para disfrutar de estar todos juntos, compartiendo tiempo y escuchando opiniones, o aprovechar para enseñarles los hábitos a través del ejemplo (estar sentados, como manipular los cubiertos, cortar, si comen de todo en mayor o menor grado,…) y no solo de la teoría.

 

6.       ¿La televisión, las tablets y los teléfonos móviles forman parte de la familia?

  • No, claro que no.
  • Los televisores deben estar apagados durante las comidas.
  • El lugar donde se disfruta de la comida debería ser “espacio sin pantalla”.

 

 Tras esas reflexiones, igual se puede retocar alguna cosa.

 

Claudia Guerrico
Nutricionista – PsicoActúa
Hospital Vithas Medimar Internacional. Alicante

 

(Visited 34 times, 1 visits today)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.